¿Quién me iba a decir a mí que algún día de mi vida podría llegar a formalizar mi sueño?

Te diré una cosa, hoy no se si pedir un café, una copa de champán o un tila para calmar mis nervios. No sé si en mi interior siento la mayor de las alegrías o soy todo un nervio en patas.

Si algo he aprendido a lo largo de estos casi 5 años escribiendo blogs es que tengo que luchar por lo que quiero, por lo que realmente hace que me levante de la cama con ganas de ponerme a trabajar, de ir corriendo de aquí para allá, de sonreír le a la vida.

Muchas veces cuando hablamos sobre como nos vemos en el futuro, ya sea con mamá o papá, con los amigos o en una cena, yo siempre digo que me gustaría tener un trabajo que me permitiese trabajar desde cualquier parte del mundo, poniéndome yo mis horarios y mis normas. Un trabajo en el que tan solo necesite un ordenador y una buena conexión a internet, pudiendo cambiar el escenario de la oficina y trasladándolo a una isla paradisíaca, una terraza de Nueva York o el aeropuerto de Dubai mientras hago escala para ir a la India.

Este año he tenido la suerte de coger 13 aviones para ir a distintas partes del mundo, además de un billete de ida y vuelta en bus y otro viaje en coche ¿Qué te parece? Obviamente, tengo la maleta siempre lista al lado de la puerta.

Siempre he defendido que el mundo es la mejor escuela que hay en todo el planeta. De hecho si a día de hoy soy como soy, no es porqué lo haya aprendido en un pupitre atendiendo las explicaciones de un profesor, ha sido porqué he tenido la suerte de recorrer muchos rincones y conocer a gente de todas partes.

¿Por qué no hacemos de los viajes la mejor academia para aprender?

Hoy, mientras tiemblo al escribir estas letras, presento uno de los grandes proyecto en los que llevo trabajando todo el verano. Y cuando digo trabajando, me refiero a ponerme horario de oficina para poder llegar a cumplir con todos los objetivos y tenerlo todo listo para la fecha.

Y si, siento esa sensación de la que muchas personas hablan a la hora de empezar un negocio. Olvídate de sueldos fijos, de beneficios, de tiempo libre. Empieza a incluir en tu vocabulario palabras y frases como vértigo, números rojos, éste mes no llegamos o cosas así. Pero será bonito, aseguran.

Cabecera de Los viajes de los zapatos

Después de muchos años ayudando a gente a organizar sus viajes y a emprender aventuras de ensueño desde la penumbra, he decidido lanzarme y hacerlo oficial.

¡Bienvenidos a mi consultoría de viajes!

Seguro que cuando tienes que irte de viaje a algún sitio se te hace una montaña buscar billetes, alojamiento, actividades y demás. Pero no te preocupes, siempre en la faz de la tierra habrá alguien a quién le gusta hacer eso. Así que te puedo decir que has encontrado a ese ser extraño que le apasiona todo este mundo.

Los viajes de los zapatos es la 1º consultoría en España que quiere conseguir que tu viaje sea la mayor experiencia de tu vida. Ni intereses, ni comisiones, ni zarandeo extraño. Aquí las cosas van a ser claras, concisas y directas. Tu tan solo tendrás que pagar una sola vez al contratar cualquiera de nuestros tres servicios, y de lo demás me encargo yo.

Ofrecemos 3 tipos de servicios:

  • Transporte y alojamiento: para cualquier duda respecto a estas dos cosas.
  • Tarifa plana: no me limitaré a ayudarte con el transporte y el alojamiento, sino también te ayudaré a decidir que actividades hacer, donde ir, que comer y donde hacerlo… Todo esto, con 30 minutos de consultoría vía Skype gratis.
  • Tarifa plana + guía personalizada: todas las ventajas de la tarifa plana, incluidos los 30 minutos de consultoría vía Skype, y, además, una guía en PDF maquetada y creada única y exclusivamente para tu viaje. Así evitaremos que no pierdas tiempo pensando que hacer hoy y que hacer mañana.

A parte de todo esto, si quieres vivir una experiencia de ensueño y disfrutar de un viaje que no olvidarás jamás, muy pronto pondremos en marcha VIAJES ORGANIZADOS en grupo, pero de esto ya os informaré próximamente porqué no quiero que vuestra cabeza saque humo el primer día.

Seguiré informando, lo prometo. Mientras tanto, te invito a visitar la web de Los viajes de los zapatos.

Feliz día

Vicent Bañuls

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *